Paseo con el bebé

Desde el memorable momento del nacimiento hasta el regreso oficial a casa con el bebé , comienza la aventura de la paternidad y hay que afrontarla con valentía y sin demasiadas preocupaciones.

¿Cómo hacer? Solo necesitas estar preparado para las principales dificultades a las que te enfrentas cuando tienes un niño pequeño en brazos y no descuidar ningún detalle por su seguridad y bienestar.

Muchos temen por la primera salida con el recién nacido: las dudas más frecuentes se refieren al momento y los métodos.

Salir a caminar con su bebé es una experiencia importante que es buena para toda la familia. Averigüemos cuándo empezar, qué llevar siempre contigo y adónde ir.

Pasear con el bebé: ¿cuándo empezar?

Mamá y papá, inmediatamente después de dar a luz, tienden a crear un nido protegido para su hijo recién nacido y no quieren exponerlo a los peligros del exterior, ya sean bacterias, virus o el mal tiempo.

La preocupación de los padres por el niño por nacer, todavía tan pequeño y frágil, es perfectamente comprensible.

Pero también es cierto que encerrar al pequeño entre los muros de casa enseguida no le hace bien a nadie.

Varios estudios muestran que el recién nacido, a pesar de sus fragilidades, está inmediatamente listo para salir y dar sus primeros paseos .

Si el bebé está bien y no existen condiciones que le impidan salir a la calle, llevarlo al parque también puede ser una buena manera de empezar a destetarlo, haciéndolo ya adquirir esas inmunidades que lo harán más fuerte en el futuro.

La única precaución se refiere a la ropa del niño.

Nunca te excedas con la ropa y las mantas: el riesgo es hacerlo sudar innecesariamente y exponerlo a otros problemas.

Tanto en los meses de verano como en los de invierno es recomendable llevar siempre gorro, para protegerlo del frío o del sol.

Además, para los primeros paseos con el bebé, es recomendable no permanecer demasiado tiempo al aire libre. Los ritmos del bebé aún son bastante marcados y los largos paseos pueden cansarlo, si es muy pequeño, o ponerlo nervioso, si empieza a sentir hambre o sueño.

Qué llevar a pasear con el bebé

Antes de salir con el bebé , no olvides hacer la maleta con todo lo que puedas necesitar mientras estés fuera de casa.

Que nunca te pille desprevenido: no es extraño ver a los padres cargando enormes bolsos llenos de cosas, a veces incluso superfluas, pero útiles para garantizar cierta tranquilidad en caso de necesidad.

El chupete y el biberón se encuentran entre las primeras cosas de esta lista. Se utilizan para consolar al bebé en caso de llanto o para distraerlo del hambre si todavía está lejos de casa, sobre todo si la madre no tiene posibilidad de amamantarlo.

El bolso debe estar equipado como cambiador y es importante no olvidar llevar pañales (¡más de uno, por supuesto!), toallitas húmedas para su higiene y una crema para untar si es necesario. Si desde el punto de vista del cambio de pañal lo tienes todo preparado, también es bueno tener en cuenta que el bebé puede ensuciarse en su paseo, por lo que una o dos mudas de ropa son imprescindibles.

La ropa de reemplazo también puede ayudar si las temperaturas suben o bajan abruptamente.

Luego agrega una manta y algunos juguetes, para entretener al bebé si es necesario.

Las dudas y miedos de un nuevo padre

A pesar de una bolsa llena de todos los accesorios y un día maravilloso, los padres siempre tienen esa sensación de miedo cuando sacan a su pequeño a pasear fuera de casa. El primer temor se refiere a la posibilidad de enfermarlo. ¡Dejándolo inevitablemente entra en contacto con agentes externos que de alguna manera pueden infectarlo! ¿Qué pasa si no está lo suficientemente cubierto?

¡También te arriesgas a tener fiebre! En definitiva, son muchas las dudas y de alguna manera afectan al estado de ánimo de la familia antes de traspasar el umbral de la casa. Entonces, ¿cómo deshacerse de este miedo natural?

Solo tienes que aprender a gestionar la ansiedad y salir a la calle sabiendo que se ha hecho todo lo posible para garantizar el máximo bienestar y protección a tu hijo.

Si la idea de dejarlo en el cochecito te genera más molestias, también puedes optar por mantenerlo cerca de ti, quizás utilizando el portabebés, para no hacerle sentir la distancia y controlarlo en todo momento.

Evitar los centros abarrotados o cerrados puede entonces ayudar a combatir el miedo a que se contagien de molestos gérmenes y caminar con mayor tranquilidad.

Qué hacer para pasear con el bebé al anochecer

Muchos deciden evitar los paseos nocturnos para no dejar salir al bebé. De nuevo, hay que dejar a un lado las inseguridades y dejar que el niño comience sus experiencias al aire libre, incluso cuando ya se ha puesto el sol.

Obviamente, las tardes frías y lluviosas deben evitarse, si es posible, pero con algunas precauciones más, nada puede detener una velada tranquila y relajante. Tanto si decides ir a cenar con amigos como a tomar un helado en el paseo marítimo, el bolso siempre debe ir contigo, pero en esta ocasión hay que enriquecerlo con algunos complementos más, como unas mantas de repuesto, unos calcetines más pesados ​​y un paño antideslizante.- mosquitos si es verano.

Nada te impide divertirte o relajarte incluso con un recién nacido, pero el consejo es que no sea demasiado tarde, sobre todo si el niño tiene sus propios ritmos y se duerme plácidamente solo en casa.

¿Dónde ir con el bebé?

A la hora de coger el bolso y salir, la primera pregunta es: ¿adónde ir? Naturalmente, se prefieren los lugares al aire libre, quizás en los parques cercanos a la casa, para aprovechar el sol y sus bondades y no hacer que el pequeño se agite con la confusión que provoca un lugar lleno de gente.

Sin embargo, incluso caminar en lugares más populares, como centros comerciales o supermercados, puede ser una fuente de experiencia y diversión para el bebé. No obstante, hay que intentar evitar en lo posible los meses del año con más riesgo de gripe.

Las formas virales o bacterianas acechan muy a menudo precisamente donde reina la confusión y el recién nacido, ciertamente más débil desde el punto de vista inmunológico, puede ser el primero en pagar las consecuencias.

Esta es la razón por la que encerrarse en un lugar cerrado está mal, pero ir siempre a lugares llenos de gente puede ser igual de arriesgado.

Al menos en los primeros meses, por tanto, es preferible evitar someterlo a riesgos innecesarios e inmunizarlo gradualmente, tanto con vacunas como con salidas periódicas elegidas cada cierto tiempo en función de la época y el tipo de lugar.

En el restaurante con el bebé: ¡es posible!

Los lugares concurridos también incluyen restaurantes, pero con algunas excepciones. Especialmente si en verano, a menudo tienes la oportunidad de reservar una mesa al aire libre y eliminar los temores relacionados con la confusión. En invierno, sin embargo, la idea de cenar o comer fuera de un restaurante es impensable, por lo que es bueno tomar otras precauciones.

En estos casos el niño deberá permanecer el mayor tiempo posible en una zona reservada del restaurante, quizás en su cochecito, colocado de forma que no moleste a los demás comensales ni sufra constantes movimientos. Muchas veces los nuevos padres también evitan salir a comer una pizza por miedo a no saber gestionar las necesidades del recién nacido en un entorno reducido y abarrotado.

Entras en crisis al primer llanto y tienes tendencia a comer lo más rápido posible para salir rápidamente de ese lugar y quitarte la vergüenza.

Desafortunadamente es la vergüenza de sentirse el centro de atención lo que genera malestar en muchas parejas.

Tenemos miedo de molestar y no nos damos cuenta de que en lugar de centrar la atención en los demás debemos trasladarla a nuestro hijo, tratando de entender cuál puede ser el problema y cómo calmarlo.

Los estereotipos de la sociedad muchas veces te hacen perder de vista las prioridades y hacer que el bebé deje de llorar de cualquier forma para complacer a los demás es como opacar el bienestar del bebé, que está pidiendo atención y necesita ser entendido en lugar de solo calmado.

Otras madres, entonces, evitan amamantar a sus bebés para evitar descubrirse en un lugar público. Hoy dia. Sin embargo, hay muchas formas de amamantar sin molestar a los demás huéspedes: solo necesitas tener una sábana o una manta sobre el pecho si es necesario y poder satisfacer las necesidades del recién nacido sin miedo a avergonzar a nadie.

Ir a un restaurante con un bebé, como llevarlo de paseo al parque o al centro comercial ¡es más fácil de lo que piensas! Ser padre no significa encerrarse en casa sino seguir viviendo y permitiendo que tu pequeño observe el mundo con sus ojos curiosos llenos de asombro.

Silla de paseo reversible o convertible

Descubre los carritos reversible que hay en el mercado

Los nuevos padres se enfrentan a una serie de gastos tras el nacimiento de su hijo, accesorios para garantizar su comodidad y seguridad. Los carritos reversibles pueden ser una buena opción a la hora de adquirir una silla de paseo. Este último incluye los carritos, un artículo imprescindible para los padres, especialmente en los primeros …

Descubre los carritos reversible que hay en el mercado Leer más »

Silla de paseo Inglesina

Silla de paseo Inglesina: Lo que debes saber

Elegir una silla de paseo Inglesina que parece fácil al principio. Con todas las que hay en el mercado puede convertirse rápidamente en un escollo, sobre todo por tantos modelos que puede resultar difícil entender cuáles son las características más interesantes. Y al final, un determinado modelo realmente puede simplificarnos. Investigar sobre los modelos y …

Silla de paseo Inglesina: Lo que debes saber Leer más »

Los mejores 10 triciclos

Triciclo para niños, los mejores 10

Los triciclos no solo son juguetes adecuados para que los niños desarrollen su sistema psicomotor, sino que también les ayudan a desarrollar diferentes capacidades mentales y físicas. Entre las ventajas que ofrecen los triciclos para niños y niñas de 2 años, encontramos: Coordinación y equilibrio. En un triciclo, los niños deben coordinar sus miembros superiores …

Triciclo para niños, los mejores 10 Leer más »

retrovisor para bebés en coche

Espejo retrovisor para bebés, como elegirlo, cual es el mejor para ti y tu bebé

Viajar en coche con un bebé supone tener que sentarle en el asiento trasero mirando hacia atrás por su seguridad, especialmente durante los primeros meses de vida. Esto hace que sea difícil verlo mientras conduces. Por eso se creó el espejo retrovisor para bebés. Estos espejos te permiten ver a tu bebé desde el retrovisor …

Espejo retrovisor para bebés, como elegirlo, cual es el mejor para ti y tu bebé Leer más »